Los colores del Nrmal: Rojo

Desde hace cinco años, el Festival Nrmal se ha encargado de ofrecernos el evento con más propuesta en México, esta arriesgada actitud es palpable en la organización del evento, en el público que asiste pero sobre todo en los proyectos que se presentan.

Y entre tanta variedad, a veces es un poquito fácil perderse entre los nombres que aparecen apilados unos sobre otros en el cartel, así que decidimos desmenuzar la colorida maraña en el cartel de este año y presentarles a nuestros proyectos favoritos, lo que han estado haciendo últimamente y que pueden esperar de ellos el 12 y 13 de marzo.

Para esta última entrega hablaremos de las bandas más añejas y que alguna forma fungen como los headliners, apostandole a que con la nostalgia y el hype a su alrededor la gente

Slowdive

Los rumores y la información cruzada son la moneda que pagan las bandas que por algún motivo estan o estaban separadas cuando intentan reunirse. El rollo va mas o menos así: comienzan a pulular los carteles de festivales imaginarios y los reportes adelantados de masivas giras mundiales aparecen en blogs y sitios de periodismo musical, a esto comúnmente le siguen declaraciones de los ex-integrantes desmintiéndolo todo como una chaqueta mental que fue demasiado lejos y para finalizar con una gran festival anuncia, casi de la nada, la inclusión de tal o cual banda como headliners de su evento. Hace no mucho pasó con LCD Soundsystem y mas o menos respetando el mismo patrón así pasó con Slowdive.

Después de veinte años y muchos corazones rotos por la ausencia, Neil Halstead, Rachel Goswell, Christian Savill, Nick Chaplin y Simon Scott tomaron el escenario del Primavera Sound en Barcelona ante el rugido de una multitud que probabalemente creció con la ilusión de algun día presenciar ese momento. A partir de ahí todo comenzó a transcurrir con un ritmo frenético que no ha cesado por 2 años. Más fechas alrededor del mundo, el anuncio de un nuevo álbum y un documental son la muestra de que la banda no regresó quizás de cierta manera a recuperar el tiempo perdido, si no es que a recuperar el encanto que Slowdive pudo transmitir en tanto poco tiempo de estar activos.

Para muchos la presentación de Slowdive es probablamente el golpe más grande que dió Nrmal en esta ocasión, no fueron pocos sus fans mexicanos que veían todo el show de la reunión de manera lejana y tener la oportunidad de verlos en el país es algo que probablemente sea único.

Low

Quizás de manera opuesta a la carrera de Slowdive, Low es un ejemplo de que se puede ser tan constante como emocionante con tu música, prácticamente desde su formación y su álbum debut entre el 93 y el 94 han sacado material de estudio casi cada dos años. Durante estos 22 años la constante y fuerza creativa de la banda han sido Alan Sparhawk y Mimi Parker, un par de amigos de la infancia que crecieron en Minnesota para convertirse en pareja y luego casarse, ellos aceptan que mantener esta relación de familia-banda no es algo sencillo y que los problemas personales suelen colarse con su faceta artistica llegando incluso a entorpecerla, caso los problemas con el alcohol de Alan. Sin embargo por la naturaleza de reinvención constante, y en ocasiones, polémica de su música han logrado alcanzar un estatus de culto.

Apenas el año pasado lanzaron, Ones and Sixes sin duda uno de los álbumes que más atención genero durante 2015 y uno de los que más disfruté. Este álbum nació de una obsesión-fascinación de la banda por el comportamiento humano, especificamente por aquello que las personas hacemos para intentar discernir el caos y lo aleatorio de lo que creemos que no lo es, para explorar esta idea, utilizaron como analogía los números y la manera en son utilizados para tratar racionalizar y simplificar temas sumamente complejos.

 

 

 

Acid Mothers Temple (And the Melting Paraiso U.F.O. (Underground Freak Out))

Hablar de Acid Mothers Temple es hablar de dos cosas, la primera de ellas es el genio musical de Kawabata Makoto, jefazo de la guitarra y veterano del underground japonés que con su larga barba y cabellera tiene ese casi estereotípico pero bastante apropiado aspecto de sensei, su papel como lider del colectivo espiritual que es Acid Mothers Temple y de todos los proyectos que giran en torno es fascinanten con una filosofía muy particular sobre la música y el papel que esta debe tener como una especie de recopilación de sonidos del cosmos, filtrados y amalagamados para el disfrute de un excelente vieje.

El segundo aspecto que resulta interesante al hablar de Acid Mothers Temple, es el como está instalado en esa predilección japonesa por la experimentación y las rarezas. Por esa actitud que tienen al sacar álbumes, ep, grabaciones en vivo y colaboraciones a puñados, solo por el mero gusto de hacerlo. Pasó en la escena noise de los ochentas y pasa con bandas como Boris, Sigh o Metalucifer, que si bien todas corresponden a estilos distintos de música entre sí y al de Acid Mothers Temple, comparten esa manera obsesiva de no dejar nada en el tintero. Por supuesto este espiritual colectivo es la cima de todo esto con sus más de 100 álbumes de pura psicodelia.

 

¡Más colores!:

Negro

Azul

Verde

Amarillo

Texto por: Alfredo Ávila